10 abril, 2018

Jovan Nikolić, sacerdote ortodoxo: Stepinac ha ayudado a miles de niños serbios!





Testimonio de Jovan Nikolić, un sacerdote de la Iglesia Ortodoxa Serbia en Zagreb, sobre el arzobispo y cardenal Stepinac, dado en el tribunal de la Iglesia en el proceso de la beatificación del Siervo de Dios Alojzije Stepinac, el 16 de febrero de 1993: 

"No conocí personalmente al Siervo de Dios Stepinac, pero yo era  estudiante en Zagreb cuando el arzobispo Stepinac fue juzgado. Recuerdo la gran propaganda que en ese momento fue hecha en la radio y la prensa, que se reflejó en la atmósfera no católica.


Otra oportunidad que me interesé por el arzobispo Stepinac fue cuando el Papa lo nombró cardenal en 1953. En ese momento yo trabajaba en la Academia de Ciencias en Zagreb. Los estudiantes fuimos contactados para que participemos en una protesta en contra del cardenal, del Papa y de la Iglesia Católica. Yo participé, junto con mis colegas de la oficina, pero sin estar convencido, como si estuviera de paseo.

Por tercera vez escuché sobre Stepinac aproximadamente en el año 1960; cuando yo era un paciente en el hospital de Varazdin. Puesto que no había suficientes camas, tres personas dormían en dos camas. Sucedió que yo estaba en la cama con un amigo de un policía serbio que cuidaba al  Arzobispo en Lepoglava. Este me contó que el oficial tenía un gran respeto y admiración por Stepinac, a pesar de que era serbio y comunista. Recuerdo que el oficial estaba orgulloso de haber servido a Stepinac y contaba como el Arzobispo siempre se mostraba muy humano con el y con los demás. El Arzobispo a menudo recibía paquetes cuyo contenido era compartido con los otros presos. Recuerdo que  el arzobispo a menudo tenía paquetes de cigarrillos en la cartera, a pesar de que no fumaba, y el los compartía con los demás: durante los paseos, deliberadamente dejaba un paquete de cigarrillos en los arbustos  para que los otros prisioneros pudieran encontrarlos.

El policía que custodiaba al Siervo de Dios debía casarse, pero retrasó el matrimonio por no querer dejar sin protección al arzobispo. Cuando el Stepinac se enteró, le pidió que vaya y se case sin temor, y que no piense en el. Lo felicitó y le regaló una suma de dinero.

Recuerdo que durante el juicio a Stepinac, el reverendo Emil Marinović, que luego se convirtió en obispo con el nombre de Emilian de Pakrac, junto con otros serbios ortodoxos de Eslovenia se ofreció voluntariamente como testigo en la defensa Stepinac, pero el fiscal no permitió que esas personas testifiquen.

Sé que uno de mis feligreses, el prof. Marko Vidaković, también un serbio ortodoxo, preparó una abundante documentación con imágenes adjuntas, que demostraba la ayuda moral y material brindada por el arzobispo Stepinac, durante la guerra de 1941 a 1945,  a miles de niños serbios que fueron sacados de diversos campos en Sisak y Jasenovac, y que fueron acomodados, equipados con comida y ropa, en las casas de algunas familias. Junto con el prof. Vidaković se ocupó del cuidado  el prof. Julius Budisav, que era médico serbio y ortodoxo."

Jovan Nikolic, sacerdote de la Iglesia Ortodoxa Serbia en Zagreb (Belgrado, 29 de marzo de 1926 - Zagreb, 4 de octubre de 1998)


FUENTE: Stepinac, Glasnik Postulature, 6. (1999), no. 4., p. 86o-87ma

No hay comentarios: